Adiestradores caninos en Zaragoza

Marta Iañez

Adiestradora canina en Zaragoza.

Me llamo Marta, delegada de E-dog en Zaragoza y Adiestradora de Animales de Compañía y de Animales Potencialmente Peligrosos homologada por el Gobierno de Aragón.

En mi labor, encaminada al mundo del perro, destaco en:

 

– Resolución de conductas conflictivas

Tender líneas de comprensión entre el perro y su guía (propietario).

– Adiestramiento de órdenes básicas como: sienta, abajo, junto, aquí, etc…

Ya mis padres, cuando era muy pequeña, temían por mi falta de temor al acercarme a un perro. O a cualquier otro animal, sin importarme la especie. Siempre he convivido con perros y en la actualidad lo hago con perro, gato y conejo. Se que siempre tendré animales en mi vida. He querido dedicar mi tiempo al mundo del perro, con el que disfruto y aprendo continuamente.

El punto de inflexión en mí fue cuando me cruzo en el camino con mi actual perro, Jackson. Me ví con la responsabilidad personal de entender y comprender qué le pasaba y cómo podíamos avanzar juntos. Era un camino que se las prometía complicado, debido a las condiciones en las que se encontraba. Ésto me llevó a formarme como Adiestradora de Animales de Compañía y de Animales Potencialmente Peligrosos homologada por Gobierno de Aragón. Muy interesada en aspectos como resolución de conflictos, problemas de comportamiento y obediencia, he ido realizando formación diversa al respecto. Hasta convertirme en adiestradora canina en Zaragoza.

Practico la modalidad deportiva de Agility. Con ella se trabaja la conexión perro-guía y sin la cual es imposible poder disfrutarlo. Además, he tenido la experiencia de preparar a mi propio perro para el cine.  En la grabación como extra en la superproducción cinematográfica Exodus y para algún manual de veterinaria. Por otra parte, como Educadora Social y habiendo trabajado con personas en situaciones de riesgo, estoy absolutamente convencida de que hay determinados aspectos en las vidas de las personas que mejoran y mucho en sus procesos de rehabilitación, sean de la índole que sean, cuando existe la posibilidad de tener como compañero a un perro. Este es otro de los aspectos que me entusiasman y que dan un paso más en otros campos que no son las actividades asistidas ya conocidas por todos.

Cuando un propietario me pide ayuda por cualquier motivo, lo primero que hago es reunirme con él y con el perro. He de conocer de qué se trata, cual es el entorno y las causas. Desde un principio planteo la importancia que tiene el que se involucren tanto el propietario como las personas que convivan con él perro.

Para mi, la educación es parte fundamental del proceso educacional, no sólo del perro sino también de sus propietarios. De no ser así, este trabajo está abocado al fracaso. Necesitamos entender que  para poder tratar un problema hay que partir de la complicidad perro-guía. Incluso para una obediencia básica. Sumado a una gran paciencia, querer comprender y positivismo, harán que disfrutemos durante todo el proceso. Y habremos andado ya una buena parte del camino que nos queda por construir.

Por otra parte, cada perro es diferente. Sin basarnos únicamente en las características de una raza concreta, al igual que cada propietario, es único e incomparable. Por tanto, el adiestramiento será acorde a las particularidades de cada uno, olvidando aquello de que todos los perros y propietarios son iguales.

Adiestradora canina en Zaragoza y alrededores (Cuarte de Huerva, María de Huerva, Fuentes de Ebro, Villanueva de Gallego, Zuera o La Almunia de Doña Godina, por poner algunos ejemplos).